Nuevas recetas

Las 35 mejores heladerías del mundo 2016

Las 35 mejores heladerías del mundo 2016


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Gritarás de alegría después de probar cualquiera de estas 35 fantásticas heladerías de todo el mundo.

Coolhaus puede tener algunos de los mejores helados de Estados Unidos, pero la tienda no es la número uno en esta lista.

Aunque asar a la parrilla es sinónimo de verano, aquellos de nosotros que somos golosos (¿golosos?) Clamamos por otra comida de clima cálido: el helado. entradas en esta lista. Aunque no se cree que Jefferson haya introducido el helado en los Estados Unidos, sus cocineros lo prepararon para él con regularidad. (Haga clic aquí para ver la receta real del helado de Thomas Jefferson, que proviene de una nota escrita por el propio presidente.)

Haga clic aquí para ver las 35 mejores heladerías del mundo 2016

Debido a esta historia y a nuestro amor por los viajes, no podríamos limitar esta lista solo a las tiendas estadounidenses y al estilo estadounidense del postre, por lo que también verá gelato y variaciones de algunos países diferentes.

Los criterios, sin embargo, son constantes. Calificamos cada tienda en función de los siguientes factores: reconocimiento (popularidad crítica y general), ingredientes (frescura, falta de aditivos, etc.), originalidad (número de sabores y su singularidad) y el servicio y la experiencia (según el cliente real revisiones). Se contabilizaron las puntuaciones, y este es el resultado: las 35 mejores heladerías del mundo para 2016.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de soda comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, que lleva una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigido por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Entre en la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro fue abierto por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda mexicana de ónix de 40 pies de largo de la Feria Mundial de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion de 1908 (un órgano para tocar) y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco elaborado con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah sirve su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de refrescos en todo el país.

Si bien la antigua fuente de refrescos comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, con una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigida por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Ingrese a la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro se abrió por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda de ónix mexicano de 40 pies de largo de la Exposición Universal de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion (un órgano que toca) de 1908 y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco hecho con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico Joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah prepara su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de soda comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, que lleva una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigido por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la acogedora tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Ingrese a la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro fue abierto por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda mexicana de ónix de 40 pies de largo de la Feria Mundial de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion de 1908 (un órgano para tocar) y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco hecho con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico Joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah prepara su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de refrescos comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, que lleva una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigido por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Entre en la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro fue abierto por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda mexicana de ónix de 40 pies de largo de la Feria Mundial de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion de 1908 (un órgano para tocar) y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco elaborado con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah prepara su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de soda comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, con una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigida por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Entre en la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro fue abierto por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda de ónix mexicano de 40 pies de largo de la Exposición Universal de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion (un órgano que toca) de 1908 y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco elaborado con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah prepara su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de soda comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, que lleva una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigida por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Entre en la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro se abrió por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda de ónix mexicano de 40 pies de largo de la Feria Mundial de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion de 1908 (un órgano para tocar) y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco elaborado con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream en el centro histórico de Savannah sirve su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando fue fundada por los hermanos Leopold en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de soda comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de regreso en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , cerveza de raíz flotantes y 30 sabores de helado.

El artículo imprescindible en Shady Glen es su hamburguesa con queso, nombrada un clásico estadounidense por la Fundación James Beard en 2012. Solo un año después de abrir la fuente de soda y el almuerzo en 1948 con su esposo John, Bernice Rieg creó la hamburguesa de carne molida, que presenta cuatro rebanadas de queso que se colocan sobre la hamburguesa para que se enrollen alrededor de la hamburguesa mientras se cocina, creando una corona de queso crujiente. Para conseguir uno, pida la "Bandeja original de Bernice" a una de las camareras que le pedirá a un cocinero, que lleva una pajarita estilo soda-jerk y un sombrero de papel blanco, que le prepare uno. La antigua granja lechera también es famosa localmente por su helado artesanal, por supuesto.

Dirigida por Vito Citrano, cuyo padre Giuseppe compró la tienda en 1968, Eddie's Sweet Shop ha sido un elemento básico del histórico barrio de Queens desde que abrió en 1909. Todos los helados y coberturas se elaboran en la cómoda tienda de la esquina e incluyen 20 tradicionales sabores que la gente ha llegado a conocer y amar, como el chocolate, la vainilla y el ron con pasas. Entre en la fuente de refrescos de la vieja escuela y pruebe un helado, malteado, batido o la clásica crema de huevo de Nueva York.

Decorado con un tema de Coca-Cola de la década de 1920 y una fuente de soda original de cuando Doc's Soda Fountain abrió por primera vez en 1929, este lugar de la Ruta 66 también tiene un museo de remedios herbales, medicinas y elixires en homenaje a la farmacia en la que estuvo una vez. alojado. Pida una "vaca" de cualquier sabor o una de sus cervezas de la Ruta 66.

Conocido por los lugareños desde hace mucho tiempo como "Los griegos", este popular destino del centro se abrió por primera vez como una tienda de dulces caseros y especiales en 1900 por la familia Zaharakos de Esparta, Grecia. Restaurado por el nuevo propietario Tony Moravec en 2006, este hito histórico tiene un aspecto de principios del siglo XX en honor al período de tiempo en el que abrió por primera vez. Todavía tiene su fuente de soda de ónix mexicano de 40 pies de largo de la Exposición Universal de St. Louis de 1904, un Welte Orchestrion (un órgano que toca) de 1908 y el respaldo de doble barra de caoba original de 1911 con increíbles pilares de mármol, espejos y vidrio. Pida un refresco elaborado con agua carbonatada mezclado con siropes de sabor original y el sándwich Gom, el clásico joe descuidado de Zaharakos asado a la parrilla sobre pan blanco espeso.

Leopold's Ice Cream, en el centro histórico de Savannah, prepara su propio helado artesanal, elaborado con las mismas recetas y técnicas secretas originales que cuando los hermanos Leopold lo fundaron en 1919 y se benefician sus maltas, batidos de leche, refrescos blancos y negros y banana split. de eso. Uno de los hijos de los fundadores, Stratton Leopold (productor de Hollywood de películas taquilleras como Misión imposible 3) abrió la nueva ubicación de Broughton Street, incorporando la fuente de soda de mármol negro original de la tienda, la barra trasera de madera y la cabina telefónica. Cuando no está trabajando en una película, está sirviendo bebidas de fuente antiguas y el sabor característico de Leopold, tutti-frutti.


14 de las fuentes de soda antiguas más encantadoras de Estados Unidos

Justo a tiempo para la temporada de refrescos de cerveza de raíz, moje su silbato en una de estas nostálgicas fuentes de soda en todo el país.

Si bien la antigua fuente de refrescos comenzó a perder popularidad después de que se derogó la Ley Seca (y se inventaron las tapas de las botellas), estas instituciones familiares en todo el país mantienen viva la tradición. Viaja en el tiempo a los días anteriores a Cold Stone Creamery y Pinkberry haciendo un viaje a una de estas clásicas fuentes de soda y heladerías en las esquinas.

Aunque la fuente de soda de esta farmacia cerró en la década de 1980, los propietarios de la familia Odom de tercera generación la trajeron de vuelta en 2007, encontrando y restaurando una fuente de mármol y acero de 1949 con gaseosas originales para que The Pickwick pudiera volver a servir coques de cereza y vainilla como lo hizo cuando abrió en 1947. Siéntese en uno de los taburetes giratorios tapizados en azul en el mostrador y pida del menú del almuerzo al estilo de los años 40: sándwiches a la plancha, hot dogs y chili dogs, batidos y maltas, naranjada recién exprimida y limonada , root beer floats, and 30 flavors of ice cream.

The must-order item at Shady Glen is its cheeseburger, named an American classic by the James Beard Foundation in 2012. Just a year after opening the soda fountain and luncheonette in 1948 with her husband John, Bernice Rieg created the ground beef burger, which features four slices of cheese that are draped over the patty so that they curl up around the burger as it cooks, creating a crisp crown of cheese. To get one, order the "Bernice Original Platter" from one of the waitresses who will ask a cook, wearing a soda-jerk style bow tie and white paper hat, to grill one up for you. The former dairy farm is also locally famous for its handmade ice cream, of course.

Run by Vito Citrano, whose father Giuseppe bought the store in 1968, Eddie's Sweet Shop has been a staple of the historic Queens neighborhood since it opened in 1909. All of the ice cream and toppings are made in the snug corner shop and include 20 traditional flavors people have come to know and love, like chocolate, vanilla, and rum raisin. Step into the old-school soda fountain and try a sundae, malted, shake, or classic New York egg cream.

Decked out with a 1920s Coca-Cola theme and an original soda fountain from when Doc's Soda Fountain first opened in 1929, this Route 66 spot also has a museum of herbal remedies, medicines, and elixirs in homage to the pharmacy in which it was once housed. Order a "cow" of any flavor, or one of its Route 66 beers.

Known to long-time locals as "The Greeks," this popular downtown destination was first opened as a homemade and specialty candy shop in 1900 by the Zaharakos family from Sparta, Greece. Restored by new owner Tony Moravec in 2006, this historic landmark has a turn-of-the-20th-century look in honor of the time period in which it first opened. It still has its 40-foot-long Mexican onyx soda fountain from the 1904 St. Louis World's Fair, a 1908 Welte Orchestrion (a player organ), and the original 1911 mahogany double bar back with amazing marble pillars, mirrors, and glass. Order a soda made with hand-drawn seltzer mixed with original flavored syrups and the Gom sandwich, the classic Zaharakos sloppy joe grilled on thick white bread.

Leopold's Ice Cream in historic downtown Savannah dishes out its own handcrafted ice cream, made using the same original secret recipes and techniques as when it was founded by the Leopold brothers in 1919&mdashand its malts, milk shakes, black and white sodas, and banana splits benefit from it. One of the founders' sons, Stratton Leopold (a Hollywood producer of blockbuster films like Mission Impossible 3) opened the new Broughton Street location, incorporating the shop's original black marble soda fountain, wooden back bar, and telephone booth. When he's not working on a film, he's there serving up old-fashioned fountain drinks and Leopold's signature flavor, tutti-frutti.


14 of the Most Charming Old-Fashioned Soda Fountains Across America

Just in time for root beer float season, wet your whistle at one of these nostalgic soda fountains across the country.

While the old-fashioned soda fountain began to decline in popularity after Prohibition was repealed (and bottle caps were invented), these family-run institutions around the country are keeping the tradition alive. Travel back in time to the days before Cold Stone Creamery and Pinkberry by taking a trip to one of these classic corner soda fountains and ice cream parlors.

Though this pharmacy's soda fountain closed in the 1980s, the third-generation Odom family owners brought it back in 2007, finding and restoring a 1949 marble-and-steel fountain with original soda pulls so The Pickwick could once again serve cherry and vanilla cokes like it did when it opened in 1947. Sit on one of the blue-upholstered swivel stools at the counter and order from the 1940s-style lunch menu: griddle sandwiches, hot dogs and chili dogs, shakes and malts, fresh-squeezed orangeade and lemonade, root beer floats, and 30 flavors of ice cream.

The must-order item at Shady Glen is its cheeseburger, named an American classic by the James Beard Foundation in 2012. Just a year after opening the soda fountain and luncheonette in 1948 with her husband John, Bernice Rieg created the ground beef burger, which features four slices of cheese that are draped over the patty so that they curl up around the burger as it cooks, creating a crisp crown of cheese. To get one, order the "Bernice Original Platter" from one of the waitresses who will ask a cook, wearing a soda-jerk style bow tie and white paper hat, to grill one up for you. The former dairy farm is also locally famous for its handmade ice cream, of course.

Run by Vito Citrano, whose father Giuseppe bought the store in 1968, Eddie's Sweet Shop has been a staple of the historic Queens neighborhood since it opened in 1909. All of the ice cream and toppings are made in the snug corner shop and include 20 traditional flavors people have come to know and love, like chocolate, vanilla, and rum raisin. Step into the old-school soda fountain and try a sundae, malted, shake, or classic New York egg cream.

Decked out with a 1920s Coca-Cola theme and an original soda fountain from when Doc's Soda Fountain first opened in 1929, this Route 66 spot also has a museum of herbal remedies, medicines, and elixirs in homage to the pharmacy in which it was once housed. Order a "cow" of any flavor, or one of its Route 66 beers.

Known to long-time locals as "The Greeks," this popular downtown destination was first opened as a homemade and specialty candy shop in 1900 by the Zaharakos family from Sparta, Greece. Restored by new owner Tony Moravec in 2006, this historic landmark has a turn-of-the-20th-century look in honor of the time period in which it first opened. It still has its 40-foot-long Mexican onyx soda fountain from the 1904 St. Louis World's Fair, a 1908 Welte Orchestrion (a player organ), and the original 1911 mahogany double bar back with amazing marble pillars, mirrors, and glass. Order a soda made with hand-drawn seltzer mixed with original flavored syrups and the Gom sandwich, the classic Zaharakos sloppy joe grilled on thick white bread.

Leopold's Ice Cream in historic downtown Savannah dishes out its own handcrafted ice cream, made using the same original secret recipes and techniques as when it was founded by the Leopold brothers in 1919&mdashand its malts, milk shakes, black and white sodas, and banana splits benefit from it. One of the founders' sons, Stratton Leopold (a Hollywood producer of blockbuster films like Mission Impossible 3) opened the new Broughton Street location, incorporating the shop's original black marble soda fountain, wooden back bar, and telephone booth. When he's not working on a film, he's there serving up old-fashioned fountain drinks and Leopold's signature flavor, tutti-frutti.


14 of the Most Charming Old-Fashioned Soda Fountains Across America

Just in time for root beer float season, wet your whistle at one of these nostalgic soda fountains across the country.

While the old-fashioned soda fountain began to decline in popularity after Prohibition was repealed (and bottle caps were invented), these family-run institutions around the country are keeping the tradition alive. Travel back in time to the days before Cold Stone Creamery and Pinkberry by taking a trip to one of these classic corner soda fountains and ice cream parlors.

Though this pharmacy's soda fountain closed in the 1980s, the third-generation Odom family owners brought it back in 2007, finding and restoring a 1949 marble-and-steel fountain with original soda pulls so The Pickwick could once again serve cherry and vanilla cokes like it did when it opened in 1947. Sit on one of the blue-upholstered swivel stools at the counter and order from the 1940s-style lunch menu: griddle sandwiches, hot dogs and chili dogs, shakes and malts, fresh-squeezed orangeade and lemonade, root beer floats, and 30 flavors of ice cream.

The must-order item at Shady Glen is its cheeseburger, named an American classic by the James Beard Foundation in 2012. Just a year after opening the soda fountain and luncheonette in 1948 with her husband John, Bernice Rieg created the ground beef burger, which features four slices of cheese that are draped over the patty so that they curl up around the burger as it cooks, creating a crisp crown of cheese. To get one, order the "Bernice Original Platter" from one of the waitresses who will ask a cook, wearing a soda-jerk style bow tie and white paper hat, to grill one up for you. The former dairy farm is also locally famous for its handmade ice cream, of course.

Run by Vito Citrano, whose father Giuseppe bought the store in 1968, Eddie's Sweet Shop has been a staple of the historic Queens neighborhood since it opened in 1909. All of the ice cream and toppings are made in the snug corner shop and include 20 traditional flavors people have come to know and love, like chocolate, vanilla, and rum raisin. Step into the old-school soda fountain and try a sundae, malted, shake, or classic New York egg cream.

Decked out with a 1920s Coca-Cola theme and an original soda fountain from when Doc's Soda Fountain first opened in 1929, this Route 66 spot also has a museum of herbal remedies, medicines, and elixirs in homage to the pharmacy in which it was once housed. Order a "cow" of any flavor, or one of its Route 66 beers.

Known to long-time locals as "The Greeks," this popular downtown destination was first opened as a homemade and specialty candy shop in 1900 by the Zaharakos family from Sparta, Greece. Restored by new owner Tony Moravec in 2006, this historic landmark has a turn-of-the-20th-century look in honor of the time period in which it first opened. It still has its 40-foot-long Mexican onyx soda fountain from the 1904 St. Louis World's Fair, a 1908 Welte Orchestrion (a player organ), and the original 1911 mahogany double bar back with amazing marble pillars, mirrors, and glass. Order a soda made with hand-drawn seltzer mixed with original flavored syrups and the Gom sandwich, the classic Zaharakos sloppy joe grilled on thick white bread.

Leopold's Ice Cream in historic downtown Savannah dishes out its own handcrafted ice cream, made using the same original secret recipes and techniques as when it was founded by the Leopold brothers in 1919&mdashand its malts, milk shakes, black and white sodas, and banana splits benefit from it. One of the founders' sons, Stratton Leopold (a Hollywood producer of blockbuster films like Mission Impossible 3) opened the new Broughton Street location, incorporating the shop's original black marble soda fountain, wooden back bar, and telephone booth. When he's not working on a film, he's there serving up old-fashioned fountain drinks and Leopold's signature flavor, tutti-frutti.